Historia

Historia

El Club Baloncesto Barrena Berri nace el 12 de Diciembre de 1986, cumpliéndose los sueños de un grupo de chicos amantes del baloncesto, que ven real la ilusión de crear el primer equipo de basket federado en Ortuella, firmándose los estatutos y arrancando con ello una idea, que hoy en día, se mantiene viva cerca de 30 años después.

La primera temporada 1986/87  y  en las dos siguientes, el Club únicamente contaba con un equipo en categoría sénior. Es en la temporada 1989/90, cuando el Club junto con el colegio público Otxartaga de Ortuella, comienza a trabajar con un grupo de niños, consiguiendo de esta manera la creación de un equipo en categoría pre-mini.

En esta temporada 1989/90, el Club ya inscribe tres equipos, un equipo sénior en categoría segunda regional, un equipo juvenil y uno pre-mini, ambos en liga escolar,  manteniéndose esta estructura en el Club hasta la temporada 1993/94.

Es la temporada 1994/95,  la que casi supone la desaparición del Club por la falta de recursos económicos. La falta de apoyo y los altos costes, obliga al club a retirar sus dos equipos federados ante la imposibilidad de mantenerlos económicamente. Únicamente continuaba jugando el equipo de categoría escolar, que jugaba su último año de infantil porque no implicaba ningún coste económico federado.

Es en la temporada 1995/96, cuando el Club vuelve a contar con equipo federado. El equipo infantil se desliga del colegio Otxartaga y se inscribe en la liga federada de categoría juvenil. El equipo se mantiene en esta categoría hasta la temporada 1997/98, año en la que la mayoría de los jugadores juveniles de este equipo, pasaban por edad a categoría sénior, obligando al Club a inscribir el equipo en la categoría sénior.

Durante las temporadas siguientes a  la  1998/99, el Club militó  en segunda regional formado casi en su totalidad, por los jugadores que vinieron jugando desde pre-mini. Durante los años siguientes y hasta la fecha actual, los jugadores que han ido abandonando el club, han ido dando entrada a nuevos jugadores, que en su mayoría ya habían pertenecido al club en alguna etapa anterior.

Es en el año 2004, cuando por iniciativa de los jugadores más veteranos del Club, se lanza una campaña de captación de jugadores en edad escolar. La respuesta fue tan inesperada como grata, ya que la aceptación de los niños, en los colegios del pueblo y pueblos vecinos, empezó a gestar un club que apostó por el baloncesto base y sigue compitiendo desde entonces con más de 10 equipos en competición, abarcando todas las categorías desde pre-mini a sénior, llegando a lograr en la temporada 2012/13, jugar con el equipo sénior, en categoría autonómica, algo que sin duda marco esta temporada 2012-13, como lo fue a su vez, la incorporación de los equipos femeninos del club Amets Ederra a nuestra disciplina.

 

 

 

Ya estamos en la temporada actual 2014/15, donde los cambios y la adaptación a la situación actual continúan. Nuestro esfuerzo, primero por mantener la estructura base, y segundo,  por seguir mejorando y creciendo, nos hace llegar a un acuerdo de vinculo con Santurtzi Basket.

Acuerdo necesario para poder oxigenar los equipos  en las categorías más críticas de mantener plantillas. Hablamos de edades que van de cadete a junior, donde factores como los estudios, la vida social, etc. no son fáciles de compaginar con la exigencia que lleva pertenecer a un equipo Federado. Este acuerdo,   permite al Club vistas de futuro inmejorables, le da una estabilidad impensable si continuáramos camino solos,  y los más importante, permite  mantener en competición a los jugadores y jugadoras federados cadete y junior, además de  mejorar los equipos sénior masculino y femenino en su categoría  regional así como nuestro equipo de categoría nacional masculino. No podemos olvidar que además damos a su vez la posibilidad a nuestr@s jugador@s, de poder llegar a  poder competir en categorías del nivel de la  liga EBA.

Para finalizar, queremos mostrar todo nuestro agradecimiento, a todas las personas y colaboraciones que han hecho posible, con su esfuerzo y compromiso a ser lo que hoy en día es el BARRENA BERRI. No podemos olvidar tampoco a todos los que ya no están entre nosotros pero que sin su esfuerzo, sin duda, no hubiéramos llegado a ser el Club que ahora somos.